martes, 24 de enero de 2017

Año Nuevo

He cazado todos los demonios necesarios, mientras disparas dardos.
El oráculo ha vomitado 13 muchas veces...
Si me buscas, sabes dónde encontrarme

Los encuentros aleatorios solo suman nulidad
Sabes que el amor, no es suficiente para hacer nada
Todo es particular y va feneciendo en sus propias macetas.
Aunque me recuerdes.

He decidido blanquear las cenizas en agua
también me has olvidado.
Invoco un recuerdame y otro tras otro

Que el equinoccio se detenga
Y el sol retroceda en mi agonía
Solo por un instante, que se rediman todas las llamas
Y te veas forzado a recordarme.

No queda piel por  roer.
Y ya no tenga miedo de ti.
No hay juramentos al final.
Y la vertiente de los sueños se ha desangrado,
ya no me  fío.