martes, 25 de noviembre de 2014

Hoy

El día de hoy… día de mi muerte, escribo mi epitafio, cuando la sangre aún se agolpa en las sienes.
Veneno y óxido, nutren el camino por dónde mi féretro se deslizará, nunca superó la costumbre al olvido de mi propia existencia.
El día de hoy… día de mi muerte.